De cómo Spyker rescatará a Saab

Saab 9-5  Foto: Archivo Newspress

Luego de hacer historia cómo el David que le dio techo y comida a un Goliat (que estaba bastante flaco, la verdad) otrora temido. Spyker dió a la prensa especializada (nosotros y los demás...) detalles de su plan de rescate para la firma sueca.

Para empezar, los holandeses tratarán de enfocarse en las ventajas tecnológicas y de Know-How  (o saber hacer) que una marca como Saab les puede dar (suerte con eso...). El golpe mediático que dieron en el mundo les ayudará a reconstruír y reposicionar la marca cómo una que esté orientada hacia el alto rendimiento en bajas cantidades de producción. En otras palabras, hacer de Saab una marca de nicho.

Zeewolde se dedicará a apoyar el plan de reeestructuración propuesto por los suecos y les enviará cuanta cantidad de auditores y revisores fiscales puedan aguantar, además del gobierno sueco, que no le quitará el ojo de encima, pues su economía y los empleos de muchos peligran. Saab Spyker Automobiles NV (así se llamará el nuevo grupo) se concentrará en tres plataformas: 9-3 (sedán, hatchback, SportEstate y X), 9-5 (todas las anteriores menos hatchback) y 9-4X, mientras que evalúa una posible 9-1 de autos pequeños.

El portafolio será completamente renovado con el lanzamiento de la nueva generacion del 9-5 este verano, en 2011 un nuevo 9-4X saldrá a la luz y un completamente renovado 9-3 en 2012. Así podrá luchar contra los segmentos representados por Audi, BMW, Cadillac y Mercedes-Benz, entre otros fabricantes premium (incluyendo la misma Volvo). El desarrollo en seguridad será acelerado, así cómo en energías alternativas, motores turbo, manejo y otras tecnologías. Trolhättan producirá entre 100.000 y 150.000 carros al año, un volumen nada alto.

La revitalización de la red de los 1.100 concesionarios es inevitable en todo el mundo y la colaboración con GM será disminuída hasta depender lo menos posible, solamente en tecnología motríz. Mientras tanto, Saab debe regresar a la rentabilidad en 2012 y para ello necesita la friolera de ¡un billón de dólares! Así que más les vale a los sueco-holandeses ponerse activos y sacar esas curiosas empresas adelante. Esperaremos tener buenas (o mejores) noticias de ellos pronto.
Share on Google Plus

About Sebastián Peñuela

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario