Un pedacito de Londres, en Varsovia


Foto: Newspress

Polonia no es uno de esos países que tengan en sus taxis tanto significado histórico, exeptuando las éras de los taxis Lada, FSO Polonez y Fiat-Polski, pero (con el perdón de muchos) esos autos no tienen nada de histórico ni simbólico.



Una empresa de la capital polaca, llamada Difort London Taxis decidió, luego de mucho cavilar, que su negocio sería más vistoso si sus clientes pudiesen distinguír sus vehículos desde lejos. Así pues, la mencionada empresa le compró a LTI (London Taxis International, fabricantes del reputado modelo heredero del Austin FX4) un lote de los famosos taxis londinenses, que se han convertido en un símbolo de los vehículso urbanos de alquiler y que ahora son los modelos más competentes, pues están diseñados exclusivamente para el servicio público.

Esta es la primera venta a una capital de la Comunidad Europea en 2010, ya que la empresa asegura haber posicionado sus autos en Alemania, España, Austria, Serbia y Kosovo. para los que ignoran todo acerca de este bichito negro, utiliza un motor Diésel VM Motori DOHC 2,5 L turbocargado, cabina separada y amplio espacio interior, así cómo acceso para discapacitados, extinguidor, capacidad para 5 pasajeros y diversos accesorios pensados para la comodidad de los usuarios.

Así deberían ser los taxis, sobre todo en Colombia, en dónde no les importa arriesgar las vidas de los pasajeros con conductores imprudentes en inestables Chevy Spark o Hyundai Atos/Santro. Incluso algunos les instalan divisiones de vidio y acero, limitando más el ya reducido espacio para los pasajeros... y ni hablemos del equipaje.
Share on Google Plus

About Sebastián Peñuela

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario